sábado, 27 de diciembre de 2014

3 veces

3 veces he ayunado en lo que va de semana, cuando la teoría era hacerlo dos veces a la semana. Y todavía me planteo hacerlo un cuarto día, no lo sé.

Solo sé que cada vez que tengo que comer me siento peor; ya no me dan atracones porque solo en el hecho de pensar en ese 15-20% que no sale al vomitar ya me da para atrás, el pensar que con eso engordaré igual o más que tratando de comer sano.

Las cenas y comidas en familia han pasado de infrecuentes a ser solamente ese momento en el que ellos terminan de comer y yo voy para allá o que yo termino la cena mientras ellos llegan por la puerta. Somos el relevo del otro. 
Los desayunos en familia sencillamente nunca existieron.



La cena del 24 fue un desastre, excesivamente desorganizada y con más comida inservible-vacía que la que realmente nutre. 
Intentando ser persona normal me alimenté prácticamente de pan y rosco de reyes. Porque sencillamente no había prácticamente nada más.
La comida del 25 fue en mi casa y se hizo lo más de día normal que se pudo, y yo, sencillamente no comí. También me salté la merienda-café en casa de unos familiares, donde se esperaban los pasteles y el chocolate y mañana creo que haré lo propio con una comida en casa de otra tía.
Lo siento family, os quiero mucho, pero no puedo.

Y todavía falta Nochevieja y AñoNuevo, 31 y 1 respectivamente. Y veo que cada vez me está importando menos caer mal a la familia que esforzarme por estar con ellos y atiborrarme. Total, siempre he sido la basura de la familia, ¿verdad?. Qué más da que os lo confirme.

Mis amigos se han ido al Foster's Hollywood a cenar, y luego a beber. Y yo en casa porque no me apetece salir, aparte de la lluvia horrible que hace, como para salir en canoa. Y tampoco saldré para festejar la entrada de comienzo de año. Ni me resulta atractivo el planning de la noche, ni tengo ganas de beber y emborracharme.
De hecho casi ni hablo con S últimamente. Y soy yo la que se aleja, por no tener demasiado que contar, con la excusa de dejarle su espacio y porque no me apetece tampoco hablar con nadie salvo con Él.

Mi peso está algo por encima de los últimos días, pero estable al fin y al cabo. Y qué mas da, porque estoy con la regla. Solamente espero bajar poco a poco, recortar de todas esas zonas que me amargan la existencia, insistir en el gimnasio, controlarme con la puta comida y poder llegar al día 8 sintiéndome guapa para quien me estará esperando en la estación.

Y me esfuerzo tanto por adelgazar como por ser normal, por Él. Por mí, por los dos. Pero sobre todo porque las cosas vayan bien y que, aunque ya me lo haya dicho, porque me encuentre preciosa cuando me vea.
Porque merece encontrarse a esa persona perfecta a su lado y yo voy a esforzarme para estar a la altura.

Y no que un día nos despertemos como de un mal sueño y vea que a su lado sólo hay un juguete roto.
私 わ ジュンク じゃない
水銀燈 - ローゼンメイデン

4 comentarios:

  1. Yuki:
    Leer esta entrada es precioso porque se lo que es esforzarte para que "alguien" te encuentre perfecta.
    Te motiva, te llena, te impulsa y comienzas a tener más fuerza, incluso dejas de sentir hambre. Es hermoso, pero si haces algo, sea ayunar, gym, etc.: No lo hagas por otra persona, hazlo por tí.
    No se si me dejo entender, pero espero que te sirva.
    Un abrazo y fuerza!

    ResponderEliminar
  2. Una entrada llena de fuerza y confianza en ti misma, me gustó mucho por esa parte. Coincido con Daniela en que las cosas las hagas por ti y no por él, por verte bella tu y por querer ser lo mejor que puedas ser por ti.
    Besitos!

    ResponderEliminar
  3. Yuki... yo también me estoy viendo motivada a restringir y darlo todo en el gimnasio por otra persona así que no es momento de reñir a nadie... Pero cuídate por favor... Come menos pero come... Ayunar sólo te va a quitar la energía que precisamente te hace falta para estar divina. sé que ya lo sabes todo así que no hay nada nuevo que yo pueda decirte. Te deseo lo mejor guapa...

    ResponderEliminar
  4. Hola, Yuki!!
    Ya sé que hay que esforzarse por estar sana y guapa por una misma, pero tal y como están las cosas mejor que lo hagas por él, porque si no no lo harías. Una de mis mejores amigas está en 36 kilos y puede que la ingresen en el hospital y estoy muy muy jodida y preocupada, pero el otro día le dije que no se auto critique y que piense que ha salido de ella ir al médico y que la ingresen. Yo no padezco ningún TCA, pero no hay que ser ingeniero para saber que mi amiga, aunque esté fatal, ha tenido los cojones de ir voluntariamente al médico y contarme que sigue sin comer y vomitando y eso es ser valiente. Por favor, no llegues a esto. Come poco si quieres, pero cosas ligeras con proteínas. Cuídate y si no ves a la familia ya les verás el resto del año. Muchos besos y piensa que aunque te sientas mal ya es muy valiente e importante saber, reconocer y contar lo que te pasa. No dejes que nadie te haga de menos
    MUACKS

    ResponderEliminar

Tírame una linterna :)