lunes, 8 de septiembre de 2014

Última semana de curro. Yo conduzco.

Hoy es el último Lunes de Descanso, porque el próximo ya se enlaza con el nuevo período de La Vida en el Paro. Me siento... ¿bien? ¿aliviada? ¿con algo de pena porque se acaba el curro? Bueno, quizá un poco. Sé que me arrepentiré cuando el dinero se me acabe, como siempre, y ya ha empezado el chorreo de dinero. Hoy entre giliflautadas de supermercados-carnicería y herboristería unos 30ypico €. Y he dejado encargadas unas pastillas de ginseng coreano de 50y algo de euros, porque quiero regalarle a S la mitad de la caja (vienen 100, me sale más económico que comprar la de 50x30€) y quedarme yo la otra mitad.


Ayer el día fue algo así como un día de suerte en cuanto al curro. Primer Domingo de Regatas (este domingo viene la Final) y la ciudad apestada de gente. El jueves que fue la semifinal y yo ni enterada, acabé llegando tarde al trabajo porque no había un puto sitio para aparcar; y acabé dejando la moto enfrente de la puerta de mi curro y con el estómago en un puño por si me la llevaba la grúa o me ponían una aspirina fantástica de 140€. Que aquí son así de simpáticos los Naranjitos. Al final la pude mover al párking de motos que está a veinte metros (cuando pillé un hueco) y solucionado.
A lo que voy es que ayer salí de casa como cuarenta minutos antes para buscar sitio con calma (el jueves estuve veinte minutos a vueltas) y zas, llego enfrente de mi curro y uno saliendo del párking. Toma.


Día de trabajo ameno, tuvimos bastante movimiento como hasta las 5 de la tarde pero estabámos currando 2 con las que me llevo guay y yo. Sudando como pollos, pero el trabajo salió a buen ritmo, repusimos todo y limpiamos antes de las 5.30 que llegaba Doña Tiquismiquis con el otro Monguer y ya no tenía de dónde sacar punta.
Hasta las 7 todo muy de relax, hasta me aburro cuando hay poco que hacer. Luego los típicos viejos con el café y esas historias varias y a las 8 que se puso negro como los cojones de un grillo, cayó la tormenta. Atender a los cuatro que vienen al refugio y fuera.
Mientras tanto pude ir limpiando y reponiendo todo y para cuando me tocaba salir pa ir pa mi casa el tiempo me dio un break, así que salí pitando. Ni cambiarme de ropa, y ni tuve que sacar el chubasquero.

Ya en casa, me planeé cenar sano y poco (llevo así varios días, aunque no siempre lo consigo) y me di cuenta que empecé a pasarme demasiado con el pan. Pues me acabé permitiendo comer normal y al rato largo (largo porque me da la pereza y andan por aquí mis padres danzando), vomité. Me había tomado pastillas laxantes y le sumé otro té desatascador (porque el del día anterior poco o nada de efecto me hizo) y a la cama.


Tras media noche de paseos al baño, me he levantado obviamente más ligera, además de que ya hoy se me iba la regla: 57,4kg. Es en parte deshidratación, pero me he quitado un evidente peso de encima al no ver más el sesenta. Y espero no volver a verlo. Nunca.

Hoy iba a ir al gimnasio, pero me he levantado tarde y encima no tenía mi queso del desayuno, así que me he tomado medidas y he ido al súper a comprar. He vuelto tan cansada que he dicho que a la mierda el gimnasio. La playa no era opción porque estoy con catarro y en teoría pa las 5 ya empieza el fresco y me he quedado en casa. Craso error, porque al final ha hecho bochorno de mierder y sol, con lo que podría haber aprovechado. Meh.

En cuanto a las medidas, he subido mucho. Un par de centímetros del mes pasado a este, pero un total de 4cm más de cintura y 7 de cadera. Ahora tengo 67cm de cintura, 95 de cadera, así que con razón la falda de cuero del viernes no me iba a cerrar. Gorda.
Según los datos, un 25,5% de grasa corporal (cuando estaba en el 19 y algo%), he perdido un kilo entero de músculo y ganado 3 de grasa. Viva.

De momento llevo casi 800 calorías en lo que va de día, así que la cena ya veremos si la vomito o no, o qué. La idea es hacer tomates rellenos light.

Algo así

-----------------------------------

En cuanto a relaciones de amistad y rolletes, he vuelto a llegar al punto HastaLaPolla.
Harta de necesitar ayuda y que nadie esté disponible, qué puta casualidad que SIEMPRE que me pasa algo, nunca hay nadie. El sábado me dio un ataque de pánico-ansiedad muy grande al ir y volver del supermercado, sobre todo al volver. De llegar a casa hiperventilando, con ganas de llorar sin hacerlo y una angustia impresionante. ¿Quién vino a hacerme compañía o con quién pude hablar? CON NADIE.
Estoy más que harta de que la gente cuando está aburrida o jodida, se acuerdan de tu existencia. Y algunos ni siquiera eso. Y yo atiendo y ayudo aunque tenga quince putos minutos para cenar. Luego llega el día en que yo tengo libre, o no, pero el resto están ocupados y tú dejas de existir. ¿Ah, necesitas un cable? Sorry, yo no estoy disponible.


Pues ya está. La peña sabe mis horarios -y quien no los sabe es por falta de puto interés-, saben mi teléfono, saben mi puto facebook y hasta dónde vivo. Quieres algo, me llamas.
Pienso hacer mi puta vida, como si de repente vuelvo a estar sin amigos. Porque una ya deja de ser amiga para ser el perro que menea la cola cuando el amo vuelve a casa.
Voy a controlar de nuevo toda mi puta vida de mierda, que es una vida de mierda pero es mía. Y si me estrello, al menos será por conducir yo.

Ah, 47kilos volvió a aparecer. Esta vez en mi curro y me pidió helado, con cara de algovamalyatecontarétengoganasdeverte.
A ver con qué me sale, pero lo dicho. Muévete si quieres algo porque paso de la peña ya.

Por cierto, me chupa un santísimo huevo que no parezca tan gorda en la foto que saqué el otro día. Porque me siento como una puta masa amorfa y eso nadie me lo cambia. Me jode que encima parece que estoy exagerando, pero es tal y como me siento. Puedes pesar 190 kilos si quieres y yo 57 -60 en caso del otro día- pero si yo me siento como si pesase 15 o 20 kilos más, eso no me hace de menos ni tener menos excusa que alguien que pese más que yo.
Este puto problema es mental y si tres kilos o cuatro me hacen ver como cuando pesaba casi treinta más, no quiero ni pensar en qué pasaría si realmente engordase más, porque los ataques de pánico son gracias a estos kilos gratuítos. Y realmente no quiero afrontar el TCA. Estoy harta de sufrir y de tener que luchar por todo. 
Ya basta.

6 comentarios:

  1. Awww te leo y me identifico con lo ayudar y no te lo "devuelvan". Ta... papá dice que debes ayudar sin esperar nada a cambio, pero es JODIDO que necesites a alguien y no este nadie "disponible". Ojo, si una no ayuda es la MALA del cuento.

    Animo y sigue adelante!

    ResponderEliminar
  2. ¿Pero entonces quieres que te mintamos? ¿O que no comentemos si no estamos de acuerdo contigo?
    Yo no te quito tu derecho a quejarte diciéndote eso, entiendo que engordar 4 o 5 kg en poco tiempo es muy jodido porque de hecho lo estoy viviendo, simplemente intento hacerte sentir mejor diciéndote que a ojos de los demás lo que tú ves no es tan excesivo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Obviamente claro que no quiero que me mintáis ni me deis la razón en todo, pero jode cuando minimizan algo que para ti es bastante gordo y te está causando problemas psicológicos. La gente no me ha dicho nada sobre mi peso, salvo en mi casa claro está, pero que cuatro putos kilos me causen semi agorafobia para mí es preocupante, no un "eso no es nada" y que me digas que te causan gracia. Lo de la gracia pues bueno, ríete si quieres, pero para mi es algo grave.

      Eliminar
  3. Q mal tio. Y yo me quejo x ek atracón. Te escribo y me cuentas si puedes...:/

    ResponderEliminar
  4. Bienvenida al club de las "Quid pro quo". Por mucho que supieran los romanos, en esto la cagaron pero bien, porque generalmente lo que suele suceder es "Tu me das, pero yo te doy por culo". Así de claro. Sabiendo esto, qué debemos hacer? Pues nada, confiar en alguien que sí está siempre....no, Dios no, sino nosotras mismas. Para qué crearnos expectativas con los demás cuando nosotras somos unas campeonas y podemos con todo?

    ResponderEliminar
  5. Yo te lo acerté (serán 58 a lo sumo xDD).

    Ya , esto es mental. Y aunque fuera no lo noten nosotras notamos hasta un cm más .... Qué asco tío .

    Yo hace tiempo que me desilusioné con las amigas. A ver , están ahí , si estás mal te hablarán (por WhatsApp) pero no son esos vínculos de hace años. Todas con pareja y cada una tira para un lado. Me puedo dar con un canto en los dientes de que nos vemos cada 2-3 semanas (eso sí , con los respectivos siempre pegados como lapas....)

    ResponderEliminar

Tírame una linterna :)